sábado, 11 de abril de 2009

Las iglesias abarrotadas de feligreses

Maturín (ElOriental) Aunque muchas personas decidieron salir de la ciudad durante el asueto de Semana Santa, las iglesias permanecieron abarrotadas de feligreses, quienes mantienen la tradición religiosa de conmemorar la Pasión, Muerte y Resurrección de Nuestro Señor Jesucristo.

La iglesia contempló el día de ayer la Pasión y Muerte de Jesús, con adoraciones a Jesús Crucificado, con la asistencia de los diferentes grupos que hacen vida en cada parroquia, desde las siete de la mañana. Siendo las cinco de la tarde, los feligreses se prepararon para asistir a la escucha de El Sermón de las Siete Palabras, la proclamación de la pasión.

Tanto la Iglesia San simón de Maturín como la Catedral Nuestra Señora del Carmen, mostraron señales de tristeza, al no tener imágenes de santos en sus alrededores, ni vestidos sus altares, en señal de duelo por la muerte de Jesús.

Para el cristiano, el Viernes Santo es un día para guardar el ayuno como signo de sacrificio, mientras que la cruz se convierte en el elemento principal de adoración por los fieles católicos, como signo de redención, debido a que en la cruz fue donde Cristo prefirió morir por los pecados del hombre.

Este día la Iglesia católica no celebra misa, y los fieles se postran ante Jesús Crucificado, con visible muestra de arrepentimiento por sus pecados.Muchos feligreses acostumbran realizar una visita a siete templos de la ciudad donde se encuentre ubicado, en un peregrinar de las últimas siete palabras de Jesús antes de morir.

Algunos párrocos realizan una procesión con el Santo Sepulcro o el Santo Cuerpo de Jesús, simulando la llevada hasta el lugar donde sería enterrado.La Santa Biblia indica que Jesús fue hecho prisionero luego de la Última Cena celebrada con sus apótoles, la cual celebra la iglesia el Jueves Santo como el día en que Cristo instituyó el sacramento de la Eucaristía y El Sacerdocio, cuando dijo a sus discípulos: “Este es mi cuerpo, tomen y coman todos de él” y luego tomando vino en sus manos, después de bendecirlo, indicó: “Esta es mi sangre, sangre de la alianza nueva y eterna, sangre que será derramada por todos ustedes para el perdón de los pecados.

Hagan esto en conmemoración mía”Como es tradición en Venezuela y algunas partes del mundo, este día al igual que el Miércoles Santo, la gente se viste de morado, como señal de conversión y dolor por los pecados cometidos. De ahí en adelante, se realizan procesiones y vía crucis, alternando según el evangelio de cada día.

Es así como el Viernes Santo, el Santo Sepulcro es acompañado por La Magdalena y La Dolorosa, mientras que la gran muchedumbre trata de ubicarse siempre al lado de la imagen a la que no dejan de mirar la cara de sufrimiento que poseen, tal como si estuviese sucediendo de manera real.

Para hoy sábado, la iglesia contempla la bendición del fuego, el encendido del cirio pascual, la resurrección de Jesús, la bendición del agua bautismal, las letanías, y se realiza la renovación de las promesas bautismales. Este día la iglesia prepara bautizos que no fueron realizados durante la semana, como señal de alegría por la resurreción del mesías.
Por Lisbeth Martínez

No hay comentarios: